Dragon Age Origins: La Vanguardia de los nuevos RPG

Dragon Age Origins: La Vanguardia de los nuevos RPG

Cuando salió este juego me lo recomendaron por su similitud con el Baldur´s Gate y el Neverwinter Nights. Me costaba un poco pensar que existiera algo tan bueno, sin embargo superó mis expectativas ampliamente, al punto de lograr cosas como despertarme más temprano a la mañana para tener tiempo de jugar antes de ir al trabajo (sí, una locura).

Info Técnica (fuente: wikipedia):

Fecha de estreno inicial: 3 de noviembre de 2009

Serie: Dragon Age

Premios: Spike Video Game Award al Mejor Juego de Rol, Spike Video Game Award al Mejor Videojuego de PC

Diseñadores: Mike Laidlaw, James Ohlen

Plataformas: PlayStation 3, Xbox 360, Microsoft Windows, Mac OS

Desarrolladores: BioWare, Edge of Reality

Si bien juegos de culto rolero como el Baldur´s Gate siempre fueron bastante arcaicos con respecto a sus gráficos, aquellos que siempre fuimos amantes del rol auténtico, encontramos en este tipo de sagas (y similares como el Icewind Dale) un refugio para quedarse horas y horas experimentando. Lo que sucede con el Dragon Age es tan maravillosamente envolvente y perfecto que todavía no se puede creer cómo hizo Bioware para generar un juego con tanto potencial.

Locaciones bellas y bien pensadas

Locaciones bellas y bien pensadas

El comienzo

El nombre “Origins” que titula este juego no es casual. Independientemente de la variabilidad de opciones acontecidas de acuerdo a las decisiones que tomamos en este juego, también hay distintos comienzos y eso es algo que ni siquiera las otras entregas de este juego tienen, por ende vale la pena probarlas. No es lo mismo empezar siendo un enano de las profundidades, un elfo de los bosques que un hechicero, así como tampoco sucede lo mismo cuando elegimos un humano. Cada personaje tiene un origen diferente y de él nacen las historias que nos llevan a embarcarnos en un nudo común: convertirnos en un Guardia Gris, esperen, en inglés suena tan lindo: “Grey Warden”. El hecho de que las historias iniciales sean tan detalladas y completas, provoca la necesidad inminente de terminar el juego y querer volver a probar otro origen, lo cual no sólo nos está haciendo jugar una vez más, sino que nos invita a probar algo distinto, son muchos los que acostumbran elegir siempre el mismo tipo de personaje, pero ¿qué pasa cuando la intriga de una historia diferente nos encamina a querer buscar otra cosa? Ahí entra en juego un factor indispensable y que aplaudo: generar interés sólo con historia.

La creación de personajes ya está a la altura de las entregas de la competencia

La creación de personajes ya está a la altura de las entregas de la competencia

La elección de background genera historias iniciales diversas.

La elección de background genera historias iniciales diversas.

La trama

Excelente y elaborada. La historia parece ser otra más de aquellas típicas medievales de “los buenos contra los malos”, está bien, es un poco así; pero en la medida en la que avanzamos en la historia divergen sobre esta muchas líneas argumentales, no sólo la nuestra sino la de los otros personajes y también las cuestiones políticas en las que indefectiblemente nos veremos envueltos. Nuestras decisiones repercuten sobre lo que les sucede a nuestros compañeros y es muy importante el impacto que genera saber que no siempre vamos a poder conformarlos a todos. Desde la decisión de quién puede llegar a ser el rey hasta la nimiedad de ayudar a un mendigo, en todo esto se generan cambios y nuestros compañeros reaccionan a consecuencia de eso. Por otra parte, el factor oscuro del juego, donde las cosas son complicadas desde el inicio, hace que sea fundamental la forma en la que actuamos. No es poca cosa que a nada de comenzar a jugar tengamos que “mancharnos” nada menos que con la sangre infectada del “Archidemonio” el cual posee forma de dragón, y que atormentará nuestros sueños hasta que… hasta que hagamos qué? Ni siquiera aquellos personajes que nos guían tienen una idea aproximada, somos nosotros y el mundo desolado por la desesperanza.

El arco argumental y el diálogo son de primera.

El arco argumental y el diálogo son de primera.

Los personajes

Igual que el Mass Effect, Dragon Age Origins tiene amplia variedad de ellos y no solamente con distintos trasfondos, también intenciones. Los DLC adicionan algunos personajes más que recomiendo ampliamente, especialmente el Golem Shale. Hay personajes que incluso pueden no estar involucrados en nuestra historia si así lo decidimos. En este espacio cabe destacar uno de los detalles más fascinantes de esta saga: Podemos llevar con nosotros tres compañeros, y mientras recorremos dungeons o buscamos hacer compras en una ciudad, ellos interactúan no solamente con el entorno sino que también entre ellos. Las charlas a veces son personales y a veces son humorísticas, el hecho es que no todos se llevan bien entre ellos y muchas veces se generan situaciones divertidísimas. Miles de veces me he quedado dando vueltas en un mapa que ya estaba revisado solamente para seguir escuchando las conversaciones (subrayo especialmente las de Morrigan con Alistair, que chocan bastante y por ende son muy entretenidas).

Inmensa variedad de personajes acompañantes

Inmensa variedad de personajes acompañantes

Cínica y malvada, pero divertida.

Cínica y malvada, pero divertida.

El sistema de batalla

A mi modo de ver, el mejor de toda la saga. De hecho, a veces considero una pena que lo hayan eliminado para las siguientes entregas. La realidad es que puede no gustarle a determinadas personas, y esto va de la mano no sólo con tu estilo de juego sino con que juegos estabas acostumbrado a jugar. Acá es donde cumple un papel fundamental el hecho de haber experimentado juegos como el Baldur’s o el Icewind Dale, entre otros. En primera instancia el árbol de habilidades es completo y detallado, los personajes no sólo van variando de acuerdo a su cualidad (magos, guerreros, pícaros, etc.) sino que además tienen diversas especializaciones de acuerdo a qué queramos hacer para orientarlos (podemos tener magos de sangre, curativos, elementales, “bufferos”, etc.); de este modo la variedad es tan grande que entre nosotros y los demás personajes podemos tener uno para cada cosa y por ende la distribución de los ítems encontrados en el juego se vuelve cómoda y justa, no vamos a tener que reflexionar tanto sobre que báculo darle a cual mago, sabiendo que el +2 a magia de sangre no va a ir a parar al que se dedique a curarnos, y así sucesivamente. En relación a la táctica de batalla, tenemos un sistema de programación de reacciones de los personajes, especialmente útil para aquellos que no quieren poner pausa en medio de la trifulca, y confían plenamente en cómo va a funcionar la IA del juego; esto puede resultar útil pero en la medida de la dificultad que elegimos, porque si pasamos de normal, personalmente recomiendo empezar a seguir las batallas más de cerca, especialmente las que suceden con los jefes. Por último, y he aquí lo que yo considero la mejor parte del juego, podemos poner pausa y evaluar personaje por personaje que van a hacer, el orden en el que lo van a hacer y contra que enemigo cada uno. ¡Cuidado! Las dificultades avanzadas pueden generar daño a los aliados en un cono de frío, así que el realismo también se incorpora a este lineamiento. Personalmente encontré este sistema no sólo divertido sino sumamente desafiante y muchas veces, en dificultades avanzadas, complicadísimo, pero que con un poco de inteligencia, repentinamente las cosas empezaban a cambiar a nuestro favor.

Si te gusta jugás de lejos

Si te gusta, jugás de lejos

O si preferís, en tercera persona.

O si preferís, en tercera persona.

Desarrollo de personaje, rol e interacción

Si bien otros juegos en el futuro aprendieron a mejorar los detalles sobre la interacción con los personajes, debo decir que BioWare fue de vanguardia con este juego: las sensaciones producidas en la interacción con otros personajes genera esa necesidad de estar prestando atención constantemente a que necesitan las “personas” que nos rodean y cómo podemos hacer para llevarnos bien (o mal) con ellos. Las conversaciones activan nuevas opciones de diálogo y a veces hay caminos que se cierran si no elegimos correctamente que decir; entre esto y las decisiones del juego, tenemos la posibilidad de, habiendo elegido un personaje idéntico de origen, poder desarrollarlo de formas completamente diferentes de acuerdo a las elecciones dentro del desarrollo del juego, y por ende también obtener diversos finales. Como si esto fuera poco, este juego incorpora lo que ya veníamos viendo en Mass Effect: escenas de sexo; siempre seguidas de diversas batallas morales en internet y sus subsiguientes censuras, sin embargo de alguna manera buscamos generar el vínculo con el personaje elegido para tener un “romance” y esto juega un papel importante en nuestras decisiones sobre el final del juego.

Sexo para todos

Sexo para todos

Y todas

Y todas

Conclusiones Generales

Dragon Age Origins es una joyita del clásico RPG, aunque admito que para aquellos poco acostumbrados al género, puede resultarles agobiante adaptarse al sistema de batalla y el manejo del mapa. Sin embargo, superada esta curva de aprendizaje, se vuelve una experiencia envolvente y que sin duda genera el deseo de volver a jugarlo no una vez más, sino muchas veces. El adicional de poder agregar mods al juego con estéticas renovadas y otros detalles lo vuelve aún más interesante para nuevas jugadas y aunque con ciertos glitches y una calidad gráfica que no alcanza las expectativas generadas en sus trailers mucho mejor desarrollados, aporta calidad en otras áreas relacionadas con la jugabilidad que representan lo que a mí me parece un juego bien pensado en cada uno de sus detalles. Pasan un par de años y yo todavía vuelvo a tener ganas de jugarlo. Los personajes atrapan, las discusiones y chistes dentro del juego son una pizca de sal increíblemente necesaria, los secretos y side quests adicionan más entretenimiento y vuelven un verdadero desafío el rejugarlo. Realmente propone horas y horas de juego y por esto genera la sensación de ser un dinero realmente muy bien invertido. ¡No dejen de jugarlo!

Así se veía el trailer. Unica crítica

Así se veía el trailer. Única crítica

5
Jimena Veronica
Astróloga, Geek, Gamer, Profusa detractora de las ciudades, Lectora, Música siempre que se pueda, Cinéfila de sillón. El trastorno de deficiencia de atención infantil todavía me dura hasta el día de hoy. Necesito hacer varias cosas a la vez.

0 Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*